Actividades con niños Dejar de fumar Dietas y alimentacion Madres Niños Ocio y bienestar

Iniciar el día con un buen desayuno es la mejor forma de encarar con garantías todos los retos a los que debemos enfrentarnos cada día y superarlos con energía y determinación. En el caso de los niños, esta primera comida es el combustible para que puedan aprender, asimilar toda la información y disfrutar de cada día de colegio.

Vuelta al cole ¿Qué debe contener un desayuno que aporte la energía que necesitan los niños para afrontar la jornada de colegio?

Para los pequeños es especialmente importante que el desayuno contenga tanto la cantidad suficiente de energía, alrededor del 20-25% de la que consumirán durante el día, como la variedad suficiente de alimentos que les aporten los nutrientes necesarios para que su desarrollo físico e intelectual se realice con todas las garantías. Las personas que desayunan a diario mantienen mejor su peso corporal dentro de unos límites saludables que aquellas que no lo hacen.

Los lácteos son una parte imprescindible de un desayuno equilibrado, tanto en niños como en adultos, constituyendo una fuente sana y equilibrada de energía y de calcio para fortalecer los huesos de nuestros hijos. Podemos darles leche de vaca acompañada de cacao o utilizar derivados lácteos como yogur, queso fresco, mantequilla, etc.

Los derivados farináceos son el segundo actor de un desayuno completo. A diferencia de los lácteos, los productos como el pan tostado, los cereales o las galletas son una fuente muy importante de vitaminas y minerales, además de aportar la energía suficiente en forma de hidratos de carbono para que nuestros hijos rindan al 100% desde el primer minuto de clase.

Pero no todos los productos farináceos son iguales. De forma ocasional los niños podrán consumir alimentos como magdalenas y croissants que aportan una gran cantidad de energía en forma de grasas saturadas y azúcares simples, sobre todo si son productos que se engloban dentro del término “bollería industrial”.

La fruta es el tercer elemento que nos permite crear un desayuno equilibrado y es imprescindible para que éste sea completo. Es recomendable el consumo de piezas enteras para poder obtener el máximo beneficio, tanto de vitaminas y minerales como de contenido en fibra. El problema que surge cuando preparamos un zumo, es que necesitaremos varias piezas de fruta, por lo que aumentamos mucho el consumo de azúcares, y además, eliminamos la fibra, cuyos beneficios están claramente contrastados.

Lácteo, cereal y fruta, las tres piezas fundamentales que deben formar parte de todo desayuno, tanto para niños como para adultos.

Imagen: Galería Flickr meglet127

Sandía (Citrullus vulgaris) y melón (Cucumis melo) son las dos frutas más características del verano. Ambas pertenecen a la familia Cucurbitaceae, una gran rama de plantas comestibles, que incluye otros alimentos como la calabaza, el calabacín y los pepinos.

Propiedades de las frutas estrellas del verano, la sandía y el melón

El origen de la sandía lo encontramos en África donde son muy apreciadas y utilizadas como fuente de líquido en épocas de sequía, cuando la disponibilidad de agua es baja. Podemos encontrar tanto sandías con pepitas como sin pepitas.

Tanto la sandías como los melones son muy ricos en Vitamina A en forma de carotenos. La sandía supera al melón en este punto. El caroteno más importante de esta fruta es el licopeno, que es la sustancia que le da el color rojo o rosáceo tan característico. Además de la vitamina A, las sandías tienen cantidades importantes de vitaminas del grupo B, entre ellas la piridoxina, una sustancia que interviene en la utilización metabólica de los hidratos de carbono, las grasas y las proteínas por parte de las células.

Tampoco debemos olvidar la gran cantidad de minerales que contienen las sandías, especialmente manganeso, necesario para la formación de los huesos, el sistema nervioso y para construir y fortalecer las proteínas. Se cree que la falta de este mineral conduce a la apatía por el sexo y, de hecho, por esto se considera que la sandía es un alimento afrodisiaco.

Por su parte, el melón es rico en potasio, fósforo, magnesio y calcio, además de contener cantidades menores de sodio, hierro, zinc, selenio, manganeso y cobre, tienen una gran cantidad de vitamina A, vitamina C, vitamina E y vitaminas del grupo B.

Además de su gran cantidad de vitaminas y minerales, los melones poseen un importante número de nutrientes que ayuda a prevenir la aparición de algunas enfermedades. Los melones contienen adenosina, que ayuda a prevenir la formación de coágulos de sangre, por lo que son muy adecuados para el tratamiento de enfermedades causadas por la mala circulación de la sangre. Las semillas crudas del melón pueden ayudar a eliminar las lombrices intestinales. Las propiedades diuréticas son muy interesantes en enfermedades en las que interesantes necesario deshacerse de un exceso de líquidos corporales, tales como el reumatismo o la gota. El contenido en celulosa mejora el tránsito intestinal y evita la aparición o el agravamiento del estreñimiento. Asimismo,las propiedades depurativas previenen de la aparición de manchas en la piel.

Imagen: Galería Flickr cvertel

¿Depende nuestro bronceado de los alimentos que comemos durante el verano? Ciertos profesionales argumentan quela alimentación no tienen nada que ver con el bronceado del cuerpo, sin embargo hay quienes confirman que la comida que consumimos a lo largo del verano puede ayudarnos con el tan ansiado bronceado. Los médicos desaconsejan la exposición prolongada al sol y es por esto que el consumo de los alimentos que vamos a comentar en el artículo de hoy nos puede ayudar a maximizar nuestro bronceado sin necesidad de pasarnos todo el día al sol.

 Potencia tu bronceado. Alimentos que te ayudarán a mantener el moreno.

Los mangos son ricos en vitamina A, que permite el bronceado y logra darle un brillo saludable. Otras frutas que contienen vitamina A son los melocotones y los melones. También es saludable consumir Sandías, que no solo ofrecen vitaminas, si no que también están llenas de agua y, por tanto, ayudará a hidratar la piel. . Las vitaminas del grupo B que se encuentran en la Sandía realzan además el bronceado.

Las zanahorias crudas son ricas en caroteno yofrecen los mejores beneficios para obtener un bronceado saludable. El beta-caroteno en las zanahorias es transformado en el cuerpo a vitamina A, vitamina que, como ya hemos comentado, protege contra las quemaduras solares. El caroteno favorece la formación de la melanina, pigmento responsable del bronceado. Otras hortalizas, como pimientos, calabacín o tomate, también pueden preparar la piel para el bronceado.

Los huevos son ricos en vitamina A, B, D y E que son regenerativas y reactivan la piel y el cuerpo. La yema de huevo ofrece otros ingredientes revitalizantes como vitaminas del grupo B, Omega-3 y ácidos grasos omega-6, que preparan la piel para el bronceado. Añadir un poco de queso, principalmente blanco enriquecido en calcio, a nuestra dieta también nos podrá ayudar.

Para los aderezos de ensaladas utilizaremos aceite de oliva. Esta grasa de origen vegetal nos aporta todas las vitaminas y ácidos grasos monoinsaturados que además de proteger nuestra piel de agentes como los radicales libres nosayuda a mantener un bronceado sano y duradero. Para los aderezos también podemos utilizar vinagre, reducciones de vino e incluso salsa de soja.

Con precaución y sin excedernos en las horas de sol, consumiendo los alimentos que hemos visto en el artículo de hoy tendremos una piel sana y bronceada durante todo el verano.

Imagen: Galería Flickr Color Line

A medida que aumenta la temperatura, es importante comer alimentos que mantengan nuestros niveles de energía, así evitaremos sentirnos débiles. En lugar de comida rápida como pizzas, perritos calientes, hamburguesas y patatas fritas, en el artículo de hoy vamos a conocer algunos alimentos que nos harán pasar un agradable y refrescante verano.

¡No te descuides! Mantén a raya tu alimentación en verano

En la época estival debemos disfrutar de los productos frescos. Durante el verano las verduras y las frutas se encuentran en un momento perfecto de maduración y son más apetecibles que nunca. En lugar de servir guarniciones de patatas fritas, podemos decantarnos por verdura fresca salteada con aceite de oliva, limón y un poco de sal y pimienta. Existen multitud de aderezos que harán de nuestras barbacoas de verano una comida saludable y sabrosa.

Otras alternativas saludables pasan por las bayas y las verduras y frutas de temporada. En vez de preparar tarta de postre, podemos preparar un delicioso batido de fruta. Al elegir las frutas, hay que asegurarse de que sean las más frescas y las de mayor calidad. Incluso podemos salir a coger bayas y disfrutar de un paseobajo el sol.

A la hora de elegir las fuentes de proteína en verano, nos decantaremos por las carnes magras. Del mismo modo, evitaremos las carnes grasas que aportan un exceso de calorías y grasas de origen animal que no son recomendables para la salud cardiovascular. Algunas alternativas saludables incluyen carne de pavo o pechuga de pollo sin piel. Si nos parece que no tienen todo el sabor que esperábamos podemos ponerlas en adobo la noche anterior con aceite y especias para tener alimentos sanos y nutritivos sin sacrificar el sabor.

En el caso del pescado, podemos elegir tanto blancos como azules, ya que la grasa de estos últimos contienen ácidos grasos saludables para la salud. La plancha es la mejor opción para su cocinado.

Para satisfacer nuestro espíritu goloso sin sentirnos culpables, buscaremos la alternativa más saludable a los helados, golosinas y bebidas azucaradas. Cuando realicemos la compra, optaremos por helados y sorbetes bajos en grasas. Podemos experimentar con diferentes marcas y es muy importante que recordemos controlar las porciones.

La dieta debe ser variada y equilibrada. No es necesario eliminar ningún alimento siempre y cuando controlemos las racionesy la frecuencia de ciertos tipos de comidas que tanto en invierno como en verano pueden ser perjudiciales para la salud

Imagen: Galería Flickr Deborah Austin

Las frutas y verduras son elementos importantes de una dieta sana y equilibrada, ya sea como parte de una comida principal o como snack. Nos aportan vitaminas, minerales y fibra, un poco de energía (principalmente en forma de azúcar), así como algunos componentes en menor cantidad, estos nutrientes son conocidos como fitoquímicos, que son potencialmente beneficiosos para nuestra salud. Los estudios epidemiológicos han demostrado que el consumo elevado de frutas y verduras se asocia con un menor riesgo de enfermedades crónicas, en especial, la enfermedad cardiovascular, también la diabetes tipo 2, y ciertos tipos de cáncer como lo que pueden aparecer en  faringe, laringe , esófago, estómago y en los pulmones.

Las mejores frutas y verduras de primavera-verano y sus propiedades

A continuación, algunas de las frutas y vegetales más recomendados para estos meses.

Sandía

No es verano sin ese primer bocado de una jugosa tajada de sandía, repleto de antioxidantes como la vitamina C, beta-caroteno y el licopeno, es la mejor forma natural de calmar la sed en un caluroso día de verano.

Cerezas

Las cerezas son una fuente inagotable de nutrientes, tanto las amargas como las dulces son una excelente fuente de antocianinas, que, junto con la fibra, vitamina C y flavonoides, hacen que las cerezas se conviertan en un súper protector contra el cáncer. Los Fitoquímicos en las cerezas también colaboran en el control de la “inflamación” del cuerpo.

Melocotones

Jugosos melocotones frescos, una de las frutas favoritas de verano. Ayudan a mejorar nuestras salud ya que son una gran fuente de vitaminas C y A y son muy bajos en grasas saturadas y sodio.

Calabacín

El calabacín no sólo destaca por sus beneficios nutricionales (ciertos antioxidantes son beneficiosos para la salud de los ojos), sino también porque se puede cocinar de muchas maneras. Cortar y saltear para crear un nido para los huevos escalfados en un desayuno, o salteados con frijoles para la cena.

Tomates

Durante muchos meses del año los tomates son comestibles pero están insípidos y sin sabor, cuando llega el verano podemos encontrar algunas variedades llenas de sabor y jugosidad. Agrega un poco de albahaca fresca, un chorrito de buen aceite de oliva, un poco de mozzarella de búfala fresca (o no), y tendrás un gran plato de verano.

Aguacates

Estas frutas de color amarillo-verde son ricas en grasas, pero de las buenas. Su textura cremosa es una alternativa muy saludable. Úsalos para hacer ensalada de atún o como un complemento para un sándwich de pavo. También son deliciosos con huevos para un desayuno nutritivo, energizarte y abundante.

Espero que haya sido de vuestro interés.

Imagen: Galería Flickr Wizan Zaini

Los batidos saludables pueden ser parte de un plan de pérdida de peso efectivo, pero beberlos no significa que vayamos a alcanzar los resultados. Para perder peso, debemos movernos más y comer menos. Si no sigues estas pautas básicas, el batido no va a ayudar por sí mismo a perder peso. Mientras que  sigues un plan de pérdida de peso, un batido saludable puede sustituir a una toma entre horas. Lo ideal es preparar los batidos en casa, así nos aseguramos de cuáles son los ingredientes que contiene.

Batidos o smoothies, ricos y sanos para refrescarte

  • Ingredientes

Los batidos más saludables que podemos preparar para incluir en nuestra dieta deben contener fruta fresca, verduras y una fuente de proteínas. Frutas como plátanos, fresas, melocotón, manzanas, etc., y también puedes hacer sabrosos batidos con espinacas, tomates, pepinos y lechuga romana. La fuente de proteína en estos batidos proviene de la leche – soja o de vaca – yogur o proteína en polvo.

  • Calorías

Un batido saludable para bajar de peso debe contener entre 200 y 400 calorías. Si estás consumiendo el batido para tomar un aperitivo, debemos tender a la parte baja del rango de calorías, mientras que un movimiento se utiliza en lugar de una comida puede ser más alta en calorías. Un batido de 200 calorías podría incluir un yogur mezclado con la mitad de un plátano, 1 taza de fresas. Un batido de reemplazo de comidas podría incluir un plátano entero, 1 cucharada de proteína en polvo, 1 taza de arándanos y un yogur.

  • Beneficios

Un batido es un complemento muy fácil de preparar, especialmente en el desayuno.  Incluir la proteína en un batido saludable puede ayudarte a mantenerte satisfecho, a sentirte saciado por más tiempo que un aperitivo o una comida que esté basada principalmente en  hidratos de carbono. Los batidos dulces pueden ayudar a satisfacer los antojos de helado, con menos calorías, menos grasos y más nutrientes.

  • Estrategia

Haz saludables batidos parte de un plan general de alimentación saludable. Usa los batidos como parte de un rico desayuno saludable añadiendo unas galletas integrales… Un batido también puede servir como un aperitivo antes del entrenamiento, contiene todos los nutrientes necesarios para ayudarnos a rendir al máximo nivel.

  • Consideraciones

Los batidos preparados a nivel comercial a menudo contienen azúcares añadidos, colorantes artificiales, sodio, conservantes y espesantes. Las vitaminas que ofrecen normalmente se fabrican en un laboratorio. Un batido hecho en casa incluye ingredientes de alimentos naturales, por lo que las vitaminas que ingerimos son naturales, con toda seguridad nuestro cuerpo las va a digerir y absorber de una forma más eficiente.

Imagen: Galería Flickr Pamela Bates

Lo que comemos y cuánto comemos tiene una influencia en nuestra salud y  en nuestro bienestar . Pero, ¿qué tipo de alimentos nos hacen sentir más llenos y por qué en algunas ocasiones tendemos a   comer en exceso?

10 alimentos que te saciarán

La función principal de los alimentos es satisfacer el hambre y  proporcionar energía, nutrientes y otras sustancias para el crecimiento y el mantenimiento de la salud. Gran parte de lo que elegimos  está influenciado por el buen sabor de los alimentos, incluyendo el sabor, olor y textura, así como el entorno social. Nuestro apetito refleja una sensación consciente de hambre.

Durante una comida, el estómago se expande, y los receptores de los nervios internos detectan el volumen de los alimentos y la presión sobre la pared del estómago. Estos receptores envían señales al cerebro a través del nervio vago, provocando la sensación de plenitud. Cuando el estómago se contrae y se vacía, el deseo de comer se hace sentir de nuevo. Las comidas más copiosas llenan el estómago durante más tiempo y son más satisfactorias que las comidas más pequeñas. Los componentes reales de la comida y de la temperatura de los alimentos también pueden influir en la rapidez con que se vacía el estómago y, por tanto, la sensación de saciedad.

Algunos alimentos pueden contribuir con mayor facilidad a la sensación de plenitud (saciedad) que otros, y esto se refiere como su “poder saciante”. En un estudio de 38 alimentos comunes, tanto hombres como mujeres,  consumieron alimentos con contenidos calóricos iguales y sus sentimientos de plenitud se registraron cada 15 minutos durante 2 horas. El mayor poder saciante se encontró en alimentos con altos niveles de proteína, fibra dietética y agua y el bajo poder saciante se relacionó a los alimentos altos en grasa. Frutas y hortalizas, especialmente las patatas hervidas, demostró tener valores saciantes altos, mientras que los productos de panadería como galletas, croissants y galletas son los alimentos menos saciantes. Alimentos ricos en proteínas (pescado, carne, frijoles, lentejas y huevos) y los alimentos ricos en carbohidratos (pasta, arroz, pan integral y cereales) se encuentran entre los alimentos más saciantes.

Mientras que la proteína parece evitar el hambre durante más tiempo que los hidratos de carbono, grasa ejerce los efectos más débiles en la saciedad.

Imagen: Galería Flickr Sherman Geronimo-Tan

La vitamina A es una vitamina liposoluble. Dos tipos diferentes de vitamina A se encuentran en la alimentación. La vitamina A preformada se encuentra en productos de origen animal como carne de res, pescado, aves de corral y productos lácteos. El otro tipo, provitamina A, se encuentra en alimentos de origen vegetal, como frutas y verduras. El tipo más común de provitamina A es el betacaroteno.

Los alimentos ricos en Vitamina A, ayudan a combatir el envejecimiento

La vitamina A también está disponible en suplementos dietéticos, generalmente en forma de acetato de retinilo o palmitato de retinilo (vitamina A preformada), betacaroteno (provitamina A) o una combinación de vitamina A preformada y provitamina A.

Los carotenoides son pigmentos naturales que son sintetizados por las plantas y son responsables de los colores brillantes de varias frutas y verduras. Hay varias docenas de carotenoides en los alimentos que comemos, y la mayoría de estos carotenoides tienen actividad antioxidante.

Beta-caroteno ha sido mejor estudiado, ya que, en la mayoría de los países es el carotenoide más común en frutas y verduras. Sin embargo, en los EE.UU., licopeno de los tomates ahora se consume en aproximadamente la misma cantidad como beta-caroteno.

Los antioxidantes (incluyendo carotenoides) han sido estudiados por su capacidad para prevenir la enfermedad crónica. El beta-caroteno y otros carotenoides tienen propiedades antioxidantes in vitro y en modelos animales.

Las mezclas de carotenoides o asociaciones con free online pokies game otros antioxidantes (por ejemplo vitamina E) pueden aumentar su actividad contra los radicales libres. El uso de modelos animales para el estudio de los carotenoides es limitada ya que la mayoría de los animales no absorben o metabolizan carotenoides de manera similar a los seres humanos. Los estudios epidemiológicos han mostrado una relación inversa entre la presencia de varios tipos de cáncer y los carotenoides de la dieta o los niveles de carotenoides en sangre.

Sin embargo, tres de los cuatro estudios de intervención con suplementos de dosis altas de betacaroteno no mostró efectos protectores contra el cáncer o la enfermedad cardiovascular. Más bien, la población de alto riesgo (fumadores y los trabajadores de amianto) en estos ensayos de intervención mostró un aumento en los casos de cáncer y de la angina de pecho. Parece que los carotenoides (incluyendo beta-caroteno) pueden promover la salud cuando se toman en los niveles dietéticos, pero puede tener efectos adversos cuando se toma en dosis altas por los sujetos que fuman o que han estado expuestos al amianto.

Será tarea de los estudios en curso y futuros para definir las poblaciones que pueden beneficiarse de los carotenoides y determinar las dosis apropiadas, la longitud del tratamiento, y si las mezclas, en lugar de carotenoides individuales (por ejemplo, beta-caroteno) son más ventajosas.

Imagen: Galería Flickr NatalieMaynor

La alimentación constituye la base de nuestra vida; es una de las variables que modifica nuestro ritmo de vida de forma intensa. La energía para cumplir las actividades diarias depende en gran medida de la forma de alimentarnos. También nuestra salud, que se resiente cuando la dieta es inadecuada y sufrimos falta de determinados nutrientes o exceso de los mismos.

Presentaciones imaginativas de los alimentos para que los niños coman de todo

El estado nutricional y la salud forman, por tanto, un binomio inseparable. Se ha demostrado en diversas ocasiones y confirma la relación entre los hábitos alimenticios, el estado de salud y la aparición de determinadas enfermedades crónicas, cada vez más frecuentes, como las enfermedades cardiovasculares, obesidad, cáncer, osteoporosis, etc.

Pero no siempre es fácil conseguir que nuestros hijos se decidan a probar nuevos sabores o texturas, por lo que a veces es necesario hacer apetitosos los platos con una presentación divertida, os enseño a continuación algunas ideas que podéis utilizar:

  • Tostada con flores para el desayuno, con queso, pepino, rábano y tomate. Podéis utilizar le pepino para hacer el tallo y con el rábano y el tomate hacer los pétalos con distintas formas.
  • Espinacas hervidas con huevo y una carita feliz hecha con queso parmesano
  • Huevos rellenos en forma de setas, con ensalada, tomate cortado a la mitad y ‘pintitas’ de mayonesa. Únicamente tenéis que partir el tomate a la mitad y utilizarlo de sombrero del huevo, luego con añadir unos puntitos de mayonesa vais a conseguir unas divertidas setas.
  • Sándwich de queso con forma de conejito de Pascua. Utilizar el queso para dar forma a la cara del conejo, luego, utilizando otras verduras podéis añadir, ojos, dientes y unos grandes bigotes.
  • Sopa de tomate con lunares de nata líquida.
  • Barquitas de pimiento, rellenas de queso ‘cottage’ y velas con media loncha de queso ‘cheddar’. Tan solo tenéis que quitar la parte superior del pimiento y rellenar, con el queso, una vez hecho esto utilizáis un palillo para mantener erguida la vela.
  • Sopa de verduras con pasta de diferentes formas.
  • Huevos duros en forma de ratoncitos, con cilantro, rodajas de rábano y queso. Con el cilantro y el rábano podéis crear unas grandes orejas y unos divertidos bigotes.
  • Trocitos de pollo a la plancha en forma de tren, con rodajas de tomate, y zanahoria. La locomotora el pollo y las ruedas de esta el tomate, la zanahoria os servirá para crear la chimenea del motor a vapor.
  • Bolitas de ‘mozzarrella’ en forma de muñeco de nieve, con aceitunas y zanahoria. Sencillo y divertido.

Imaginación y creatividad, no es necesario nada más.

Imagen: Galería Flickr clevercupcakes

En 1937, el premio Nobel de química fue concedido a Walter Haworth por su trabajo en la determinación de la estructura del ácido ascórbico, es decir, de la Vitamina C.

La Vitamina C es esencial para la estructura de los huesos, del cartílago, del músculo y de los vasos sanguíneos. También ayuda a conservar los tubos capilares y las encías y ayuda en la absorción del hierro. El déficit puede producir encías inflamadas o sangrantes, retarda la curación de las heridas, fatiga, escorbuto, depresión y puede aparecer mala digestión.

La vitamina C no está se encuentra sólo en la naranja. Alimentos y beneficios de la vitamina C

Las RDA o cantidades diarias recomendadas por la Unión Europea para la información nutricional de los alimentos son de aproximadamente unos 60 mg, cantidad que podemos conseguir con la ingesta de naranjas al día. También puede haber problemas con una ingesta excesiva, la ingesta de un gramo o más de vitamina C puede causar náuseas, calambres y diarrea.

¿Pero es la naranja la única fuente de vitamina C?

Todas las frutas y verduras contienen alguna cantidad de vitamina C. Las frutas que tienen las mayores fuentes de vitamina C son, entre otros:

  • Frutas y jugos de cítricos
  • Kiwi
  • Mango
  • Papaya
  • Piña
  • Fresas, frambuesas, moras y arándanos
  • Sandía o melón

Los vegetales que son las mayores fuentes de vitamina C abarcan:

  • Brócoli, coles de Bruselas, coliflor
  • Pimientos rojos y verdes
  • Espinaca, repollo, nabos verdes y otras verduras de hoja
  • Patata blanca y la dulce (camote)
  • Tomates y su jugo

Algunos cereales y otros alimentos vienen enriquecidos o fortificados con vitamina C. Enriquecidos significa que al alimento se le ha agregado una vitamina o mineral. Verifica las etiquetas del producto para ver cuánta vitamina C contiene.

Cocer los alimentos ricos en vitamina C o almacenarlos durante un periodo de tiempo largo puede reducir el contenido de dicha vitamina. En cambio, si utilizamos microondas o al vapor alimentos ricos en vitamina C se puede reducir las pérdidas por la cocción con la utilización de estos métodos. Obviamente, las mejores fuentes alimentarias de vitamina C son las frutas y las verduras crudas o sin cocer.

La dieta equilibrada es aquella manera de alimentarse que aporta alimentos variados en cantidades adaptadas a nuestros requerimientos y condiciones personales. Llevar una alimentación equilibrada no es ingerir mucha comida, ya que es tan importante la cantidad como la calidad de la misma.

Los mejores consejos para conseguir completar las necesidades diarias de Vitamina C serían:

  • Fomentar los hábitos alimentarios saludables.
  • Fomentar el consumo de hortalizas, frutas enteras y verduras
  • Elaborar menús variados.

Espero que haya sido de vuestro interés,

Fuente: EUFIC

Imagen: Galería Flickr Augapfel