Actividades con niños Dejar de fumar Dietas y alimentacion Madres Niños Ocio y bienestar

Para esos procesos de insomnio transitorios, en muchas ocasiones producidos por situaciones de estrés o exceso de tensión, vamos a proponer una serie de remedios prácticos, que realmente mejor definidos, serían practicas asequibles, ya que no vamos a recomendar ningún tipo de infusión o similar, existen muchos consejos en este sentido, sin embargo a veces se olvida una cuestión tan fundamental como los hábitos que en conjunto podemos tratar de modificar (o añadir) para favorecer el sueño.

2428282364_c74148e540

En general dormir mal o no dormir tiene lógicamente que ver con lo que hemos realizado a lo largo del día de una u otra manera. Y dentro de esto existe un buen número de hábitos que podemos corregir en caso de necesidad que pueden ayudarnos mucho a la hora de mejorar la calidad de nuestro sueño.

Establecer nuestras rutinas cotidianas es fundamental para el sueño. Tener unos horarios determinados tanto para acostarse como para levantarse, debemos procurar en la medida de lo posible respetar siempre esos horarios, da igual que ese día tengamos más o menos sueño, nuestra hora de dormir debe ser nuestra hora de dormir y la de despertarnos exactamente igual. No todas las personas necesitan dormir las mismas horas, calcule cuáles son las horas necesarias para usted y al menos entre semana no se exceda, y, si madruga mucho adelante el horario de irse a la cama.

La postura a la hora de dormir es fundamental. Y curiosamente, no siempre la postura con la que nos encontramos más cómodos mientras estamos despiertos es la mejor postura para dormir. Desde el punto de vista del descanso corporal la mejor postura, la que no obliga a ninguna tensión en el cuerpo, es boca arriba, por mucho que en principio pueda costarnos si estamos acostumbrados a dormir de costado o boca abajo, tratar de cambiar este hábito puede resultar una opción a tener en cuenta.

Uno de los grandes enemigos del sueño es el sedentarismo, que, combinado con un trabajo de esfuerzo mental, suele presentar un mayor índice de insomnio que en aquellas personas que realizan un trabajo con esfuerzo físico. En este caso es recomendable cambiar nuestros hábitos sedentarios y practicar ejercicio. Simplemente caminar media hora, no como desplazamiento sino como ejercicio antes de dormir, puede ser otro hábito que mejore la calidad de nuestro sueño. Recuerde que no se recomienda practicar ejercicio que culmine al menos una hora antes de acostarse.

Otro hábito nada saludable y que contribuye en muchas ocasiones más de lo que creemos al insomnio es el consumo de sustancias estimulantes, incluyendo dentro de ellas por supuesto productos como el café, las bebidas energéticas con altos contenidos estimulantes, o, para muchas personas, incluso los refrescos de cola con cafeína. Si se sufre de insomnio todos los productos estimulantes deben ser retirados de nuestro consumo cotidiano, siendo este otro buen hábito saludable. Aquí debemos también incidir en el hecho de que desde luego ni tabaco  ni alcohol son buenos amigos del sueño, y en la medida de lo posible debieran desaparecer también de los hábitos de una persona con insomnio.

Por último también pueden ser de ayuda incorporar a nuestros hábitos cuestiones como tomar un baño o ducha antes de dormir o practicar ejercicios de respiración y relajación combinados con la escucha de música o sonidos relajantes.

Foto de Flickr por othermore (other)

La salud sería un estado de completo bienestar físico, mental y social, y no solamente la ausencia de enfermedad o dolencia, según la definición presentada por la Organización Mundial de la Salud en su constitución aprobada en 1948.

Regalos  saludables e íntimos con tu pareja para San Valentín. (tratamientos de belleza, masajes, circuitos termales, balnearios, terapia sexual, jabones, aceites, etc.)

Regalar Salud a nuestra pareja un día tan señalado como San Valentín va mejorar la calidad de vida de la persona con la que compartimos nuestra vida, pero además va a mejorar la calidad de vida de la pareja.

Las estancias en Balnearios son regalos ideales para parejas. Existen paquetes que abarcan desde dos días a una semana entera. Los hoteles disponen de circuitos Spa muy completos constituidos por saunas, baños turcos o chorros de agua. Piensa en especial en esos progenitores con niños atareados de manera febril cada día. Unos días de relax serán maravillosos y siempre te lo agradecerán.

Pero también podemos pensar en el relax de nuestra pareja recibiendo un masaje, la variedad de masajes es infinita: desde hidromasajes u homeopáticos a los de cuerpo entero o de zonas específicas. Conociendo a la persona a la que beneficiarás con alguno de estos regalos saludables, elige el que se adapte mejor a sus circunstancias. Si sufre de estrés ideal es uno específico para tales dolencias.

Pero existen muchos más, podemos regalar tratamientos con parafina para manos o pies o una sesión de electroterapia, una manicura con un masaje de brazos, masajes de reflexología o de espalada y un masaje para el equilibrio de chacras.

Otra forma de vigilar la salud de tu pareja se puede basar en regalar actividades de aventura, un excursión en kayak o un bautismo de surf.

Pero si hay algo romántico es compartir alimentos, alimentos que tienen un papel especial este día, regalar una visita y degustación de chocolates o una vista a una bodega con degustación de vinos conseguirá hacer que nuestra pareja se de cuenta de que realmente nos preocupamos por su salud.

Existen tratamientos más completos, tratamientos de belleza como una simple limpieza de cutis o un tratamiento de radiofrecuencia o modelado corporal, con o sin máquinas, harán la vida más fácil de aquel a quien se lo regales. Constituyen una original manera de regalar. Además, estos métodos no son en ningún momento agresivos. Acatan el problema de raíz sin tener que intervenir quirúrgicamente.

Diversión, emoción, relajación, alegría…son sentimientos que podemos conseguir en este día en el que celebramos el amor que sentimos hacia nuestra pareja.

Imagen: Galería Flickr asenat29

Por lo general el enrojecimiento de los ojos casi siempre es producto del cansancio de los mismos. La causa del cansancio de los ojos puede ser variada: haber bebido alcohol en exceso, estar muchas horas delante de cualquier fuente de luz, como una pantalla de ordenador, ambientes excesivamente cargados de humo o cualquier otro tipo de contaminación. Tenemos que tener en cuenta que uno de los órganos mas sensibles del cuerpo son los ojos.

Trucos caseros para combatir los ojos cansados e hinchados

Para tratar los ojos cansados e hinchados no tenemos que recurrir a productos farmacéuticos, ya que con productos naturales podemos conseguir los mismos efectos. Uno de los remedios más conocidos son las rodajas de pepino en los ojos que se colocarán durante al menos 15 minutos en cada ojo. Cuando se termine ese tiempo será necesario lavar esos ojos con agua fría.

Los ojos cansados e irritados también se pueden curar naturalmente con membrillo. El membrillo se tiene que cortar en rodajas y el resultado será similar a utilizar pepino. Si lo que pretendemos es eliminar las antiestéticas ojeras nada mejor que utilizar rodajas de patata que también tendrán que ser utilizada durante un cuarto de hora.

Otra solución natural que puede ser muy utilizada es el uso de bolsitas de té o manzanilla. Antes de utilizarlas es necesario tenerlas un tiempo prudencial en el congelador. El efecto inmediato será la eliminación de las ojeras, pero es necesario no usarlas más de unos cuantos minutos.

Otro método totalmente natural pasa por aplicar una compresa de leche durante 10 minutos en cada uno de los ojos. Eso se puede combinar con pasar un cubito de hielo por todo el rostro para tener todas las mañanas la mejor de las caras. Además de los cubitos de hielo no está demás utilizar agua floral de aciano para la cara.

Imagen | Flickr(timparkinson)

Los resfriados y los catarros comienzan a ser muy habituales ahora que se inicia la parte más fría del año. El resfriado es diferente de la gripe ya que esta última es producto de proceso contagioso y además sus efectos – fiebre alta, tos – son más severos. La lucha contra el resfrío se puede llevar a cabo de diferentes maneras, y una de ellas puede ser utilizando remedios naturales evitando en la media de lo posible cualquier tipo de medicamento.

Remedios caseros para el resfriado

Una manera muy sencilla para luchar contra el resfrío puede ser elaborar una infusión a partir de hojas de laurel, mezcladas con canela y salvia. Además de ser un remedio completamente natural su sabor es muy agradable por los componentes que tiene. Otro remedio natural con peor sabor consiste en mezclar una cucharada de rábano picante con miel con lo cual lograremos hacer desaparecer la congestión del pecho.

Otro remedio natural que también utiliza la miel consiste en mezclar dos cucharadas de esa con dos cucharadas de vinagre de sidra de manzana. Todo ello se mezcla en un vaso con agua caliente. A lo largo del día tendremos que beber un total de tres vasos. Tenemos que tener en cuenta que se trata de un remedio natural para luchar contra el resfrío, lo cual bien vale tener que tomar algo con verdadero mal sabor.

Por último ya para acabar con el resfriado se puede calentar – sin llegar a hervir – una taza de leche en donde añadiremos una cuchara de mantequilla y pimienta negra molida. En caso de que no queramos utilizar mantequilla se puede cambiar esta por ½ cucharada de canela o de jengibre molido.

Imagen: Flickr(Rev Stan)

El 12 de noviembre de 2012 se celebra el Día Mundial contra la Neumonía, con ello se pretende sensibilizar al público acerca del problema de salud pública que constituye la neumonía, y ayudar a prevenir la pérdida evitable de millones de vidas de niños que se registra cada año por causa de esa enfermedad. La neumonía mata a más niños que el SIDA, la malaria y el sarampión combinados.

La neumonía queda definida como una inflamación pulmonar producto de una enfermedad infecciosa que pasa a ser gravísima en el momento en el cual se afectan los pulmones. La enfermedad cursa con fiebre, problemas respiratorios graves, fuerte dolor en el pecho, escalofríos y fuertes migrañas.

Neumonía. Tratamientos y Remedios de la Medicina Natural

A la hora de tratar la neumonía el ajo se convierte en un gran aliado. El ajo funciona como un antibiótico natural que lucha contra los virus que provocan la neumonía logrando subir las defensas del sistema inmunológico permitiendo además bajar la temperatura y ser un regulador natural de los procesos de tipo respiratorio. El tratamiento con ajo implica el consumo de 5 o 6 dientes de ajo. El tratamiento se puede complementar con la ingesta de miel.

Una parte muy importante de la neumonía es los dolores que provoca, sobre todo en la zona del pecho. Desde tiempo inmemorial se ha utilizado el aceite de trementina para tratar los dolores en la caja torácica. Se deberá colocar un paño de algodón caliente empapado de aceite de trementina sobre el pecho para lograr que los dolores disminuyan.

La pastinaca sativa también se ha mostrado como una planta adecuada para curar de un modo natural la neumonía. El uso habitual pasar por utilizar el jugo que se obtiene de las hojas y de la raíz de la planta. La pastinaca tiene un alto componente de fósforo y cloro que tienen efectos terapéuticos demostrados para con el sistema broncopulmonar.

Fuente | OMS 
Imagen | Flickr(Hey Paul Studios)

A pesar de que los cabellos secos se mantienen limpios mucho más tiempo que un cabello graso, el tener un cabello seco puede acabar siendo un problema tanto estético como de salud, ya que un cabello seco enseguida se transforma un pelo opaco, duro, aspecto de haber sido quemado y con las puntas abiertas.

Afortunadamente para tratar ese tipo de pelo existen muchos tratamientos, algunos de tipo farmacéutico y otros naturales. En este post os daremos informaciones sobre varios remedios naturales para combatir el pelo reseco. Una de estas soluciones pasa por fabricar una pomada casera que hará que nuestro pelo tenga mucha más vida.

La pomada se elabora con dos yemas de huevo mezcladas con una cucharada de aceite de oliva. Una vez bien mezclados los componentes se aplica sobre el cabello sobre todo en las puntas. Una vez que se ha embadurnado el pelo con el remedio natural es necesario cubrir el cabello con un plástico de los que venden para cocina y acto seguido se seca el pelo con un secador.

Tras haber utilizado el remedio se deja la pomada en el cabello durante 20 minutos para posteriormente lavar el cabello con el champú que utilicemos habitualmente. Tampoco está demás el usar una crema para cabellos secos.

Uno de los remedios más socorridos es el aceite de almendras que se puede utilizar tanto para lograr que el pelo reseco cobre nuevamente vida o para lograr reparar las puntas partidas. Este aceite de almendras se puede utilizar solo, mezclado con huevo y con una cucharada de miel.

Otro remedio natural para el cabello reseco es el aceite de rosa mosqueta que permite reparar de una manera integral del cabello. Del mismo modo que el aceite de almendras se puede usar solo o en un compuesto con miel o yema de huevo.

Las uñas quebradiza suponen un problema para muchos tipos de mujeres a las cuales les gusta lucir unas uñas largas y cuidadas. Además de ser antiestético, las uñas quebradizas son un problema debido a que las uñas se parten sin ningún tipo de aviso dejando a las manos con una estética deplorable.

Además de varios productos en el mercado que pueden lograr que las uñas recuperen la consistencia normal, también existen remedios caseros que se pueden elaborar con productos que están presentes en cualquier domicilio. Bien es cierto que los productos de farmacia y para farmacia son más manejables pero no está demás utilizar remedios caseros.

Uno de estos remedios se puede realizar simplemente con una cebolla cortada longitudinalmente y por la mitad. En una de las partes de la cebolla se clavan las uñas y se dejan ahí durante 5 minutos clavadas. Tras desclavarlas se deja secar el jugo de cebolla que ha quedado impregnada en las mismas. Este remedio es mucho más efectivo si se realiza por las noches y se dejan las 8 hora de sueño que el jugo de cebolla se consolide en las uñas.

Otro de los remedios se elabora mezclando aceite de oliva con jugo de limón. En la solución que ha sido creada con la mezcla se introducen las uñas durante 5 minutos y se dejan secar las uñas sin aclarar. Para evitar que el líquido se derrame es conveniente dormir con guantes de algodón. Los remedios caseros que aquí se han explicado se deben llevar a cabo al menos dos veces por semana y para evitar que las uñas quebradizas vuelvan a aparecer es necesario repetirlos con regularidad.

Uno de los principales problemas que acabamos desarrollando todos es la dificultad existente a la hora de humedecer esa zona. Sin embargo, con los conocimientos necesarios, todos podemos tener unos codos con una piel en buenas condiciones. Una manera de tener una piel cuidad en los codos se puede conseguir mediante exfoliación.

Para ello nada mejor que aprovechar la ducha de primera hora de la mañana para frotarse los codos con una esponja exfoliante. Es conveniente que la esponja sea de fibra natural o bien un guante de masaje. Una correcta exfoliación consigue eliminar la piel muerta. Es conveniente realizar la exfoliación de los codos con mucho cuidado para no provocarnos daños en la piel.

La hidratación también es una buena medida para tener una piel magnífica en los codos. Lo más socorrido es hidratar la piel de los codos con crema hidratante. Este tratamiento hay que hacerlo entre una y dos veces al día. Para la hidratación también se pueden utilizar crema de manos.

Los tratamientos naturales también suelen ser beneficiosos para la piel de los codos. Uno de ellos consiste en utilizar un limón que se cortará por la mitad y se pasará por la piel de los codos. El ácido cítrico del limón es un exfoliante natural y permite la limpieza y blanqueamiento de las manchas oscuras que pueden aparecer en dicha zona.

Después de ese tratamiento no está demás utilizar crema hidratante sobre la piel de los codos recientemente exfoliada. Como en otras partes del cuerpo siempre hay que hidratar después de una exfoliación.

Son muchos los problemas que pueden acabar afectando a nuestros pies: desde enfermedades o malestares a durezas e hinchazones. Afortunadamente para tratar todos esos problemas, y en especial las durezas y los callos, hay una enorme cantidad de recetas naturales que han mostrado durante muchas décadas sus bondades para poder tener unos pies sanos y limpios.

Uno de los principales remedios naturales para las durezas y callos en los pies son las infusiones de manzanilla. La infusión de esta planta aromática nos ayuda, si bañamos los pies con ella, a desinflamar y calmar el dolor que podamos tener en los pies. Para utilizar este remedio es necesario preparar un litro de infusión, colocarlo en un barreño y sumergir los pies durante al menos 5 minutos.

Las durezas, callos y hongos también pueden ser tratados con vinagre de manzana. Para el uso de esta solución natural hay que colocar en una palangana un litro de agua tibia y 100 centímetros cúbicos de vinagre de manzana más dientes de ajo machacados. El vinagre de manzana también puede ser sustituido por zumo de limón. Este remedio es igualmente efectivo si sumergimos los pies en el o si lo aplicamos diariamente sobre ellos.

Por último no podemos olvidarnos de otro problema que también cursa con las durezas, como es el mal olor de los pies. El preparado requiere un litro de agua tibia, el zumo de un limón, una cucharada de romero y una cucharada de menta.

La caspa se produce por una secreción excesiva del cuero cabelludo y para hacer frente a la misma se puede actuar mediante una enorme legión de productos de belleza y de tratamiento capilar que si bien es cierto que lograrán acabar con nuestra caspa también es cierto que su tratamiento será muy oneroso para nuestro bolsillo.

Merece la pena saber que la caspa se puede combatir de forma natural. Los métodos para hacerlo son muchos, entre ellos el vinagre de sidra. Además de acabar con la caspa este producto tiene unas cualidades desinfectantes y fungicidas que acaban con el hongo que provoca dicho problema capilar.

Para el tratamiento de la caspa lo más habitual es mezclar dicho vinagre de sidra con sal y limón. También, si se puede es conveniente introducir el preparado en algún recipiente que permita usarlo en forma de spray y rociarlo por toda la cabeza. Tras el uso del spray es conveniente dejar reposar el producto varias horas para posteriormente lavar el pelo y enjuagarlo.

Otro remedio natural para combatir a la caspa es el zumo de manzana. Además el uso del producto no tiene los problemas que tiene el vinagre de sidra ya que con el uso de ese producto nuestro pelo tiene un olor ácido insufrible. La mezcla idea es la de una parte de zumo de manzana con cuatro partes de agua. Posteriormente solo es necesario lavarlo normalmente y enjuagar el mismo.

Otro remedio natural y muy habitual consiste en la confección de una loción con dos cucharadas de tomillo, dos de ortigas y dos tazas de agua. El preparado se deja hervir durante 10 minutos. Este remedio para lo que sirve fundamentalmente es para acabar con las escamas que produce en el cuero cabelludo la caspa.