Actividades con niños Dejar de fumar Dietas y alimentacion Madres Niños Ocio y bienestar

Combatir el colesterol tras los excesos navideños se convierte para muchos en una prioridad y, aunque siempre hay que contar la ayuda de un profesional, una dieta sana y equilibrada puede ser de gran ayuda.

¿Qué dieta es la más indicada para combatir el colesterol?

Para que nuestra dieta anti-colesterol sea efectiva tienen que abundar los alimentos ricos en fibra. Harinas integrales, legumbres, frutas y verduras… todos ellos nos ayudan a eliminar las grasas, mejoran la digestión y además están llenos de pectinas, una sustancia neutra enemiga del colesterol.

frutas-verduras

Otros viejos conocidos de la lucha contra el colesterol son los ácidos grasos Omega 3, presentes en el aceite de oliva, el salmón o el atún, y los fitoesteroles, que nos ayudan a proteger nuestro sistema cardiovascular, éstos podemos encontrarlos, sobre todo, en vegetales de hoja verde (espinacas, acelgas…).

appetizer-2802_1920

 

Pero ¿Es suficiente con incluir estos alimentos en nuestra dieta? Lamentablemente no, también es importante eliminar ciertos alimentos, muy procesados y ricos en grasa y azúcar, como los helados, embutidos, fritos y salsas.

hamburguesa-patatas

Recuerda consultar a tu médico antes de comenzar cualquier dieta, una vez la tengamos clara solo nos queda una cosa… ¡Seguirla!

El cáncer es una enfermedad tan común que no sorprende que muchas familias tengan algunos miembros que padezcan el mismo cáncer.

Esto puede deberse, en algunos casos, a que el cáncer sea causado por un gen anormal que se trasmite de una generación a otra. Entre el  5 y  10 por ciento de todos los casos de cáncer son hereditarios.

En la actualidad se está investigando qué genes están implicados en el desarrollo de ciertos tumores lo que permite, a través de estudios genéticos, determinar si una persona de una familia con antecedentes puede desarrollar o evitar la enfermedad.

La Dra. Consuelo Prieto, responsable médico de Néctar, Seguros de salud afirma: “Los estudios genéticos proporcionan información muy valiosa para toda la familia y permiten realizar un seguimiento adecuado de cada miembro en función de los resultados, tomar medidas de diagnóstico precoz y de prevención, si procede”

Algunos cánceres hereditarios pueden prevenirse. Por ejemplo, el cáncer de colon, tercer tumor más frecuente en varones y segundo en mujeres, y el cáncer de mama que, considerando a ambos sexos, es el tipo de cáncer más frecuente. En ambos casos las pruebas genéticas pueden ayudar a saber si tenemos posibilidades de padecer la enfermedad o no. De esta forma, las revisiones médicas y un diagnóstico precoz pueden evitar complicaciones mayores y la oportunidad de curarlo.

Este tipo de pruebas genéticas suelen realizarse a partir de una muestra de sangre. En el caso de cáncer de colon a través del Test de la Septina, que es el gen que interviene en los procesos de división celular, por lo que en fases muy tempranas de la enfermedad ya se puede detectar en sangre. La supervivencia del cáncer de colon depende del estado en el momento del diagnóstico. Por eso, la detección precoz es fundamental. Cuando se detecta a tiempo, el cáncer de colon muestra tasas de supervivencia del 90%.

En el caso del cáncer de mama,  el Test genético de Cáncer de mama determina si una mujer presenta una mutación en el gen BRCA 1 y 2 por lo que tiene una mayor probabilidad de desarrollarlo. Por ello debería utilizar métodos de seguimiento para detectar precozmente el cáncer y así poder tratarlo más fácilmente.

¿Quién debería plantearse hacerse los test genéticos para prevenir posibles riesgos de cáncer?

Las características de los antecedentes médicos personales o familiares de una persona, especialmente si están combinados, que pueden sugerir un síndrome hereditario de cáncer son:

  • Cáncer que fue diagnosticado a una edad extraordinariamente joven
  • Varios tipos de cáncer que se han presentado independientemente en la misma persona
  • Cáncer que se ha formado en ambos órganos de un conjunto de órganos pares, como en ambos riñones o en ambos senos
  • Varios parientes consanguíneos que tienen el mismo tipo de cáncer (por ejemplo, la madre, la hija y las hermanas con cáncer de seno)
  • Casos extraordinarios de un tipo específico de cáncer (por ejemplo, cáncer de seno en un hombre)
  • La presencia de defectos congénitos, como ciertos tumores benignos (no cancerosos) de piel o anomalías óseas, que se sabe están asociadas con síndromes hereditarios de cáncer
  • Pertenecer a un grupo racial o étnico que se sabe tiene una posibilidad de padecer cierto síndrome hereditario de cáncer y de tener también una característica o más de las indicadas arriba

En relación a todo esto, la Dra. Consuelo Prieto valora: “Cualquier avance que ayude a prevenir y a detectar tempranamente un cáncer, es un éxito. Sin embargo, aún quedan mucho por descifrar y el esfuerzo de la comunidad científica es encontrar cualquier hallazgo positivo que aporte una nueva perspectiva de interés para el diagnóstico y curación del cáncer”.

¿Recuperar los dientes y verlos regenerados en un proceso rápido y de bajo coste? Una reciente investigación apunta en esa dirección.

La regeneración de los dientes podría ser posible

La salud de los dientes constituye sin duda uno de esos problemas graves que, además, en caso de no ser bien atendido se arrastrará durante toda la vida. En el peor de los casos se puede incluso perder parte de la dentadura. Sin embargo,de confirmarse en el tiempo el estudio llevado a cabo a finales de la pasada primavera, la regeneración dental podría ser una realidad.

Esto implicaría que los dientes podrían volver a regenerarse y desarrollarse a partir de un tratamiento que, como veremos, no sería en exceso complejo y partiría del uso de un láser.

El experimento realizado por investigadores de la Universidad de Harvard para el que se utilizó como sujetos de estudio a roedores, pretendía encontrar una manera de hacer crecer y regenerar los dientes a través de la activación de las células madre utilizando como herramienta  un láser.

Para el estudio se valió de un haz de láser de baja potencia que activaba las células madre dentales. De esta manera se pretendía activar las células madre y provocar que estas contribuyeran a la formación de la dentina, ese tejido de consistencia similar al hueso que se sitúa por debajo del esmalte de la pieza dental y realmente es la mayor parte de masa en un diente.

Según los investigadores declaraban en la revista Science Tradicional Medicine, en tan sólo cinco minutos de exposición el proceso de curación resultaba iniciarse, pero, más aún, transcurrido un período de tres meses la dentina ya se había formado.

La implicación de que este experimento hecho en roedores pudiera trasladarse a los seres humanos es verdaderamente espectacular y significaría un avance simplemente increíble dentro de la salud dental, ya que, si se consiguiera la regeneración del resto de partes de los dientes como el esmalte, estaríamos ante la sustitución de los tratamientos tradicionales como empastes o prótesis. Más allá, podría incluso aplicarse a procesos de regeneración ósea o de recuperación y cicatrización de heridas.

Sin duda, una de esas noticias interesantes que nos proporciona la ciencia y que hace pensar en un futuro mejor a corto plazo.

Imagen de Flickr por Dr PS Sahana * Kadamtala Howrah

Evitar un exceso de actividades para los hijos, pero sin dejar de planificarlas; pasar tiempos con ellos, mantener las responsabilidades básicas al tiempo que se descansa y reservar momentos para la pareja, entre las recomendaciones de los expertos.

Cinco consejos para no desesperarse con la familia este verano

Las estadísticas aseguran que la época del año en que más separaciones o divorcios se producen es en el mes de septiembre, tras finalizar las vacaciones de verano. ¿Por qué? Por el aumento de tiempo de convivencia que se registra entre los dos miembros de la pareja. Estas ‘chispas’ que saltan entre los adultos también pueden afectar a los hijos, tanto de forma indirecta como por el roce directo que surge con ellos por la misma razón que en el caso anterior: pasan de estar muchas horas en el colegio o la universidad a quedarse en casa, o en entornos cercanos (playa, piscina, jardín, parque, etc.) durante más tiempo.

Sin embargo, no resulta recomendable estancarse en la visión negativa de este aumento del tiempo de convivencia. Es más, si se saben gestionar, las vacaciones del periodo estival pueden representar una magnífica oportunidad para estrechar lazos e, incluso, limar rencillas surgidas durante el resto del año, no sólo entre los cónyuges sino también con los hijos y entre hermanos.

Las precauciones y pautas que se deben seguir dependerá del número de hijos, de la edad de éstos, de las actividades que se realicen en común, de los posibles destinos elegidos para descansar y, por supuesto, de las particularidades de cada familia.

Desde el Instituto Superior de Estudios Psicológicos (ISEP) ofrecen las siguientes recomendaciones para ‘sobrevivir’ al verano que transcurra en familia:

  1. El verano es un buen momento para aprender a convivir pero sin convertir el tiempo de vacaciones en una carrera a contrarreloj de actividades que no deje tiempo para esta convivencia. Resulta positivo que los niños aprendan a relajarse, ya que durante el curso sufren un exceso de agenda.
  2. A pesar de lo expresado en el punto anterior, aunque estén de vacaciones, deben existir también unas responsabilidades básicas tales como ayudar en casa, acordar agendas o cumplir con unas determinadas horas de sueño. Horarios, alimentación equilibrada e higiene del sueño no deben olvidarse durante estas semanas.
  3. Hay que tener presente que los propios hijos quieren pasar tiempo con los padres, por lo que van a valorar más un momento juntos de ocio que una dinámica continua de actividades. De hecho, diferentes investigaciones ponen en evidencia que “los niños que no reciben la atención suficiente por parte de sus padres o figuras de referencia, tienen más propensión a mostrarse agresivos, a padecer sentimientos de soledad o aburrimiento que no saben gestionar ni llenar con actividades, a nivel personal presentan baja autoestima e inseguridad que pueden afectar tanto a nivel personal como a nivel de bajo rendimiento escolar“. Por ello, para que los niños crezcan emocionalmente deben poder dar y recibir afecto y saber expresar y entender las emociones de los demás. Las vacaciones deben favorecer el aprendizaje de estos modelos y no los momentos de tensión.
  4. Incidiendo en asuntos más prácticos, conviene planificar de antemano algunas actividades de ocio para los niños.
  5. Los padres, como pareja, también deben planear y desarrollar sus momentos de intimidad.

Imagen de Flickr por SergioDJT

Mantener la habitación en unas condiciones adecuadas, relajarse antes de dormir, llevar regularidad en las horas de acostarse y levantarse, complementar el descanso nocturno con una siesta breve, no exponerse a luz (ordenadores, móviles, etc.) en los momentos previos de ir a la cama y evitar el ejercicio físico intenso, como mínimo, tres horas antes de retirarse a descansar, entre las claves.

Consejos para dormir mejor en las noches calurosas de verano

Las cálidas noches de verano se hacen, para muchos, interminables. Dar vueltas en la cama, sufrir el calor y pensar que al día siguiente estarán agotados por la falta de descanso son las actividades que ocupan estas madrugadas que se hacen tan largas. Si bien hay zonas que no se ven afectadas por noches calurosas, la franja cantábrica, por ejemplo, en muchos otros lugares, dormir resulta una misión imposible. O, cuanto menos, una ardua labor.

Como consecuencia, conviene tener en cuenta pequeños trucos y consejos que pueden ayudar a proporcionarnos un número suficiente de horas de sueño, que, cabe recordar, se sitúa en el entorno de las siete u ocho horas en las personas adultas.

Desde la Unidad de Sueño de la Clínica Vistahermosa aportan una serie de pautas para dormir mejor en verano:

  • Asegurarse de tener la habitación con unas condiciones adecuadas de temperatura, humedad, ruidos y de luz. Si es necesario usar tapones para los oídos o un antifaz.
  • Es verano, es comprensible trasnochar de vez en cuando. Si se llega a casa activado y sin sueño, es preferible no acostarse inmediatamente. Hay que relajarse antes (tomarse un vaso de leche o hacer alguna actividad que provoque una relajación natural como, por ejemplo, leer) y luego irse a la cama.
  • Intentar llevar unos horarios lo más regulares posibles, levantándose todos los días a la misma hora aproximadamente y actuar de forma similar en el momento de acostarse.
  • Una siesta de unos veinte minutos es muy recomendable, especialmente si no se llega al mínimo de siete u ocho horas de sueño nocturno antes mencionado. Para que no produzca efectos adversos, hay que insistir en que la duración ideal de la siesta debe quedar entre los diez y los veinte minutos aproximadamente, y siempre sin llegar a superar la media hora. En estos términos puede ayudar a reducir el riesgo de sufrir un infarto, liberar tensiones y mejorar la concentración. La siesta también implica beneficios desde el punto de vista psicológico. Al ayudar a liberar tensión y estrés, este tiempo de sueño alienta estados de relajación y permite que la mente desconecte y se relaje. Con ese descanso a mitad del día, mejora la respuesta mental del cerebro en todos los frentes. De la misma manera, los reflejos serán más céleres y la capacidad de razonamiento y los pensamientos, también. Algo similar sucederá con la capacidad de concentración, que nos hará estar más predispuestos a realizar actividades que requieran la implicación de todos los sentidos.
  • Recordar que uno de los sincronizadores de nuestro reloj interno es el ejercicio físico. Es recomendable marcarse una rutina diaria de ejercicio, si puede ser al aire libre (con luz) y por la mañana, mejor. Es importante evitar el ejercicio físico intenso en las tres horas previas al sueño, pues es un potente activador que favorece el retraso del sueño.
  • Por la noche hay que intentar exponerse lo mínimo posible a la luz. Hay que tener en cuenta que los ordenadores, el móvil o las tabletas son una fuente de luz potente que hay que evitar en las horas previas a acostarnos.

Imagen de Flickr por Freddy The Boy

El verano es un momento del año muy apropiado para el disfrute a cualquier edad que tengamos. Sin embargo, determinados grupos de edad deben mostrar mayores precauciones ante el calor y el sol. Es el caso de las personas mayores.

Cuidado con el calor y las personas mayores en verano

La incidencia de los golpes de calor y las insolaciones en las personas mayores es muy superior (junto a los niños) a otros grupos de edad, por ello, se hace imprescindible tener en cuenta una serie de recomendaciones elementales muy sencillas de llevar a cabo.

La primera es no mantener mucho tiempo la exposición al sol. Por supuesto,el ejercicio y la actividad física en las horas de máximo calor no son nada recomendables, y la exposición al sol en esas horas tampoco lo es. Resulta mucho más adecuado aprovechar las primeras horas de la mañana y las últimas de la tarde para tomar el sol y disfrutar de sus beneficios.

Debemos proteger la piel de nuestros mayores del mismo modo que protegemos la nuestra. No debemos pensar en aquellas mentiras sobre la salud de las cuales se decía que la piel adulta ya se encontraba curtida ante el sol, no, hay que utilizar las cremas solares del mismo modo que a cualquier otra edad.

Resulta también muy importante utilizar la ropa más ligera y fresca posible, ropa cómoda que permita a la persona no sentirse agobiada por la vestidura, y colores que no sean precisamente los mejores receptores del sol. Así, huiremos por ejemplo del negro.

La hidratación es básica. Las personas mayores deben acostumbrarse (realmente todos y a todas las edades) que en los momentos de calor como el verano es necesario ingerir muchos líquidos, incluso cuando todavía no tenemos sed. Debemos tener en cuenta que la deshidratación es un problema relativamente común en las personas mayores, por ello hay que prestar especial atención a este apartado, incluyendo aquí la eliminación de bebidas con exceso de azúcar, bebidas alcohólicas y excitantes.

En general, la persona mayor de hoy en día poco tiene que ver con la de hace 20 o 30 años, es un anciano mucho más activo y participativo, y así debe ser, simplemente es necesario que asuma estas recomendaciones junto con las que sus médicos pueden proporcionarle para tener un verano lo más agradable posible y eliminar el riesgo de los golpes de calor y las instalaciones así como de la deshidratación

Imagen de Flickr por ground.zero

Ojos, oídos y piel son los principales focos de atracción para las infecciones al tomar un baño, sobre todo en el caso de los niños. La utilización de gafas protectoras, tapones y chanclas, así como ducharse antes y después de salir del agua, pueden ayudar a la prevención de contagios y dolencias.

Cómo evitar las infecciones de piscina este verano

Escozor en la piel, picor y enrojecimiento de los ojos, irritación en la garganta o dolor en los oídos son algunas de las experiencias más comunes tras pasar por una piscina. Es una ‘canción’ que prácticamente a todos nos suena. ¿Por qué? Pues muy sencillo, de entrada por el uso del cloro, a veces de forma proporcionada; otras, no tanto. Este desinfectante es necesario, precisamente, para evitar la acción de ciertos microorganismos, pero su aplicación excesiva tiene igualmente efectos nocivos.

Pero, no sólo los elementos artificiales causan problemas. Así, el efecto del agua y el sol, el sudor o la utilización de bastoncillos inadecuados para las oídos también afectan al organismo. Ojos, oídos, piel y, de forma menos habitual, también la garganta son los principales focos de atracción para las infecciones al darse un chapuzón, especialmente en el caso de los más pequeños.

Asimismo, tampoco hay que olvidar que el agua de una piscina es, normalmente, compartida por muchas personas. Obviamente, el número será mayor en las públicas. Como consecuencia, el intercambio de bacterias resulta más fluido, incluso a pesar del poder desinfectante del cloro.

Considerando todas estas fuentes de contagio, resulta aconsejable tomar las siguientes precauciones:

  • Uso de gafas protectoras para nadar. Más recomendables aún son para bucear, actividad tan del gusto de niños y jóvenes.
  • Utilización igualmente de gafas de sol.
  • Ducharse antes del baño para reducir la cantidad de sudor y de células de la piel que se desprenderán durante el mismo. Hacerlo también después para rebajar la exposición a la multitud de agentes nocivos que pueden encontrarse en el agua de cualquier piscina.
  • Taponar los oídos para evitar daños en el canal auditivo externo, tanto las aguas demasiado cloradas como las contaminadas.
  • Deben secarse a fondo los pies para evitar la proliferación de hongos.
  • Calzar chanclas en el recinto de la piscina, también en las duchas de los vestuarios.
  • Se recomienda no permanecer mucho tiempo con el traje de baño húmedo y evitar compartirlos, así como tampoco se deben intercambiar las toallas.

Imagen de Flickr por candi..

Con la mezcla de óxido de titanio y polimetilmetacrilato, expertas del CSIC han conseguido crear un tipo de biomaterial que podría implantarse en el ojo y ayudaría a ralentizar la degeneración macular, la primera causa de ceguera en personas mayores de 65 años que, en la actualidad, no cuenta con tratamiento eficaz para ser combatida.

La degeneración macular podría frenarse gracias a un nuevo biomaterial

Científicas del Instituto de Cerámica y Vidrio, perteneciente al Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), han fabricado un nuevo tipo de biomaterial híbrido, formado por una parte orgánica y otra inorgánica, que podría implantarse en el ojo mediante cirugía y permitiría frenar la degeneración macular asociada a la edad (DMAE). Este tipo de material está conformado por la asociación entre óxido de titanio (TiO2), que es una cerámica orgánica, y el polimetilmetacrilato (PMMA), un polímero que constituye la parte inorgánica. “Hace años que trabajamos con el óxido de titanio para disminuir la inflamación. En este caso, hemos propuesto un material híbrido para que las partículas de titanio estén inmovilizadas sobre un soporte orgánico”, desarrolla Berta Moreno, científica en el ICV en el proyecto Biodmae, que ha trabajado en colaboración Eva Chinarro y, de manera puntual, con otras colegas de distintos organismos europeos.

“La estrategia propuesta en el proyecto Biodmae es original y novedosa, ya que plantea el uso de biomateriales como agentes terapéuticos capaces de modular el microentorno generado durante la enfermedad, evitando presentar un uso más convencional como es el de actuar de soporte físico, conformado como una matriz biodegradable para la liberación de células o de fármacos”, amplían ambas investigadoras en un artículo publicado en la Fundación General CSIC.

Además del diseño de un biomaterial implantable capaz de modular in situ el entorno de la mácula, esta última cuestión representa otra de las grandes novedades del proyecto reside: el hecho de que no es necesario contar con la administración de fármacos.

Con esta novedosa técnica “se pretende disminuir o prevenir el envejecimiento del ambiente extracelular en el tejido ocular como consecuencia de la acción de dichas especies inflamatorias. Además, en el proyecto se propone estudiar otros materiales cerámicos con una similar potencialidad, entre ellos el óxido de cerio”, explican las dos expertas del CSIC.

La degeneración macular es la primera causa de ceguera en mayores de 65 años. Ésta se produce por un daño en la mácula, una capa de tejido sensible a la luz en la parte posterior del ojo, en el centro de la retina, que cuando se deteriora hace que se pierda la agudeza visual que permite al ojo percibir detalles finos. La variante llamada seca es la más común de esta patología, ya que la padecen entre un 85 y un 90% de los afectados. Actualmente no existe ningún tratamiento eficaz para combatirla, mientras que la forma húmeda se trata inyectando en el ojo anticuerpos que frenan la vascularización excesiva de la mácula.

Imagen de Flickr por aguscr

Tres veces más afinado que los más sofisticados hasta el momento, es capaz de medir la temperatura con una precisión de treinta milmillonésimas de grado en un segundo. Un equipo de investigadores de la Universidad de Adelaida (Australia) ha logrado esta proeza técnica.

El termómetro más preciso del mundo está hecho de luz

“Esta es la mejor medida que jamás se ha hecho de la temperatura ambiente”. Así se expresó el jefe del equipo de investigadores, Andre Luiten, -perteneciente a la Universidad australiana de Adelaida- que ha conseguido crear el termómetro más sensible del mundo. No en vano, este ingenio técnico es capaz de medir la temperatura con una precisión de treinta milmillonésimas de grado en un segundo, lo que significa que es tres veces más afinado que los medidores de temperatura más sofisticados que existían hasta el momento.

El termómetro más preciso del planeta usa la luz para establecer la temperatura. Para ello, introduce dos colores de luz (rojo y verde) en un disco cristalino pulido hasta el extremo. Ambos colores se desplazan a velocidades ligeramente diferentes ya en el cristal, dependiendo de la temperatura que registre el mismo.

“Cuando incrementamos la temperatura del cristal descubrimos que la luz roja se ralentiza un poco en relación a la luz verde”, expone el el jefe del equipo de investigadores que trabaja en la Universidad de Adelaida. “Al impulsar a la luz a circular miles de veces en torno al borde de este disco, al igual que el sonido se concentra y se refuerza en una curva en un fenómeno conocido como ‘galería de los suspiros’ o ‘gabinete de secretos’, somos capaces de medir esta diferencia minúscula en la velocidad con gran precisión, rapidez y fiabilidad“, agrega Andre Luiten.

Este efecto acústico, conocido desde hace varios siglos, se logra dotando a un recinto de una arquitectura interna especial que actúa sobre la reflexión de las ondas sonoras de tal manera que, por ejemplo, un susurro emitido por una persona en un punto concreto del recinto se puede escuchar perfectamente en otra zona muy distante, pero no entre ambos puntos. De estas singulares arquitecturas hay ejemplos históricos en sitios como el Monasterio de San Lorenzo de El Escorial en Madrid o la Catedral de San Pablo de Londres.

“Ser capaz de medir diferentes aspectos de nuestro entorno con tal alto grado de precisión, utilizando instrumentos lo suficientemente pequeños como para trasladarlos a cualquier parte, tiene la capacidad de revolucionar las tecnologías utilizadas para una variedad de aplicaciones industriales y médicas en las que la detección de trazas tiene gran importancia”, explica el responsable de la investigación. Con esta afirmación, Andre Luiten se refiere a que a la nueva técnica desarrollada por los científicos australianos podría ser rediseñada para mediciones ultrasensibles en otros campos, tales como la fuerza, la presión, la humedad o la búsqueda de un producto químico determinado.

Imagen de Flickr por jorgempf

Se trata de un fenómeno verdaderamente raro en los seres humanos, pero que ocurre. Nos referimos a la superfectación, lo que podríamos denominar como un embarazo dentro de otro embarazo.

¿Puedo quedarme embarazada estando ya embarazada? La superfectación

Hace tan sólo unos años saltaba a los medios de comunicación de todo el mundo la noticia de una mujer norteamericana que se quedaba embarazada cuando esperaba ya a otro niño. Se trató de un embarazo en el que los bebés se llevaban una diferencia de edad de dos semanas y media y no eran gemelos.

Esto, un fenómeno verdaderamente raro, se conoce como superfectación en el que se da el desarrollo de un feto mientras otro está aún presente en el útero.

El proceso se genera con la liberación de óvulos que proceden de dos ciclos menstruales distintos, de manera contraria a lo que habitualmente ocurre con los gemelos heterocigóticos, en los que la formación tiene que ver con óvulos de un solo ciclo.

Este hecho se da con relativa frecuencia en animales, existiendo algunas razas como los marsupiales donde es relativamente común. Sin embargo no lo es en absoluto los seres humanos, donde no existe una estadística exacta de su incidencia real.

Teóricamente, según señalan algunos especialistas, no se diagnostican más de uno o dos casos de este tipo anualmente. El motivo es sencillo:durante la concepción las hormonas de la mujer cambian de manera drástica y los cambios frenan la ovulación y, por tanto, le impiden volver a concebir.

El mayor problema para la detección de este tipo de casos es el hecho de que es complicado descartar totalmente que se trate de gemelos. Como indicábamos al comienzo del artículo, la presencia de la figura de los gemelos no idénticos se puede llegar a confundir con la superfectación.  Y es que sólo cuando la diferencia es de más de dos semanas y media se pueden detectar realmente las diferencias en el tiempo de desarrollo de ambos fetos.

Presente pues en el mundo animal, con el ejemplo de los canguros, cuyas hembras presentan en ocasiones hasta tres estados de desarrollo diferentes en sus crías, no se trata de algo inherente a los seres humanos. Pero como vemos, existir parece comprobado que existe.

Imagen de Flickr por Esparta